martes, 25 de noviembre de 2014

En la sencillez está el gusto

No hay que llenarlo todo de flores, ni de colores, ni de materiales... todo en exceso es malo.
Basta con elegir un par de colores o tres, elegir un estilo y no mezclar muchos materiales. Es muy importante encontrar un equilibrio entre los elementos decorativos.

Si tienes invitados en casa o quieres dar un toque difernente a la mesa estas navidades, hoy os enseño un poco de inspiración para vuestras mesas. Para mí el blanco o el crudo, el verde y el dorado hacen una combinación perfecta.